miércoles, septiembre 07, 2016

Oporto, una ciudad más allá del vino

Oporto express no es un nuevo tipo de café, es una visita para aquellos que sólo pueden estar en Oporto unas horas y quieran leer estas humildes recomendaciones.

Es decir Oporto (o Porto como dicen nuestros vecinos) y se vienen a la mente las palabras vino y bodega, pero Oporto es mucho más que la ciudad que le da nombre a esa extraordinaria bebida.

Es allí donde el Duero, río tan cantado por poetas llega a su desembocadura, a su final del viaje, después de atravesar tierras castellanas, la frontera y el paisaje portugués, y nos deja estampas para el recuerdo.

El Duero en Oporto, al final del camino.


Si vas a Oporto con intención de hacer una visita express, aquí te dejo mi experiencia:


PRIMERA

Deja el coche en algún parking,  ahorrarás tiempo, si ya de por si lo tienes escaso. Nosotros lo dejamos justamente antes del Puente que da paso a la extraordinaria vista de la Ribeira. Un lugar de postal. Con bastantes terrazas para poder disfrutar con tranquilidad del Duero.

SEGUNDA

Para ir de la Ribeira al barrio de Batalha en la parte alta, cogimos el funicular Dos Guindais, dos euros, te ahorrarás una buena caminata y además podrás ver la Ribeira desde lo alto.

Oporto desde lo alto.

TERCERA

En el barrio de Batalha, se encuentra la Catedral, que ha pasado por diferentes reconstrucciones de ahí su mezcla de estilos;  barroco,  románico y gótico. Tiene un claustro precioso, con sus azulejos mostrando escenas religiosas. La visita a la catedral es gratuita y al claustro 3 euros.

CUARTA

En el centro se encuentra la Estación de San Bento, lugar de paso, donde puedes recibir una clase de historia de Portugal observando el detalle de los azulejos.

Estación de San Bento


QUINTA

Librería Lello e Irmao, una de las librerías más famosas del mundo por ser fuente de inspiración para J Rowling a la hora de crear lugares mágicos para Harry Potter. He de decir que la librería tiene encanto y magia, pero no vayas allí a intentar disfrutar de los libros, es imposible por el trasiego continuo de gente, es una atracción turística más, con importantes colas para entrar casi a cualquier hora, así que recomendable visitarla en el momento de la apertura, si no tienes mucho tiempo, prueba suerte.

Libreria Lello e Irmao y sus libros mágicos

SEXTA

No te vayas de Oporto sin dar buena cuenta de una Francesinha, uno de los mejores sándwiches del mundo; filetes de lomo de cerdo, hamburguesa de ternera, salchichas tipo viena, salchichas rojas, jamón de york, queso. Si no eres de mucho comer, te llevará su tiempo, pero después de esto ya estarás preparado para hacer alguna apuesta sobre tu capacidad carnívora.

Una Francesinha a punto de caramelo.


Así que como ves, en poco tiempo puedes hacer muchas cosas. A disfrutad de Oporto.